Archivo de la etiqueta: importancia de la leche materna

¿Qué contiene la leche materna? y ¿Por qué es tan importante?

Por lo que sabemos hasta ahora, la leche materna se encuentra entre los “alimentos” más versátiles del mundo. Se adapta a las necesidades del bebé, cuando es prematuro, enfermo, en crecimiento o sano. Sin embargo, ¿sabes ya qué contiene la leche materna?

La leche materna está constituida en un 88% por agua, lo que impulsa a mantener una estabilidad electrolítica en nuestro bebé, además de proteínas, grasas, hidratos de carbono, vitaminas, minerales, hormonas y enzimas.

Esta contiene exactamente lo que necesita el bebé, y la composición de la leche no será la misma para dos madres que tengan hijos de la misma edad, porque los bebés y sus necesidades no son las mismas.

La leche humana tiene compuestos especiales que ayudan a desarrollar el cerebro, el órgano humano más importante. Pero la composición de la leche materna no se limita a eso.

¡Mira Esto! Calostro, el “Líquido de oro” y sus beneficios para los bebés.

infocrianza.com

¿Qué contiene exactamente la leche materna?

– Grasas para la saciedad y el desarrollo cerebral.

El contenido de grasa, principal “combustible”, es el que más varía en la leche materna. Cambia durante la comida (más débil al principio, más gordo al final), durante el día, a medida que el niño crece y según la demanda. Además, la leche que un bebé prematuro recibe de la madre es diferente a la de un bebé a término.

Durante los períodos de crecimiento acelerado, cuando el bebé no parece desprenderse del pecho, la cantidad de grasa en la leche también aumenta, lo que lo ayuda a saturarse y a recibir la energía necesaria para este período de explosión del desarrollo. Después del inicio, la cantidad de grasa se reduce y la leche “entera” se vuelve “desnatada”.

Para una buena digestión de las grasas, la leche materna contiene la enzima lipasa. Con su ayuda, las grasas se asimilan en gran proporción en el organismo. La saciedad no es el único papel de las grasas lácteas. El colesterol, junto con los ácidos grasos Omega-3 juega un papel clave en el desarrollo del cerebro del bebé.

– Proteínas para una buena digestión.

La leche materna contiene dos proteínas principales (suero y caseína). El suero es más suave y más fácil de digerir, a diferencia de la caseína, que es más difícil de digerir. En comparación con la leche de vaca o la fórmula, la leche materna es más fácil de digerir, a veces incluso entera, porque es más rica en suero que en caseína.

Importante saber: ¿Puedo comer chocolate mientras estoy amamantando?

infocrianza.com

Además de las dos proteínas, la leche materna también contiene: taurina, que es responsable de mejorar el desarrollo del sistema nervioso y la visión en los niños, y lactoferrina, que transporta el hierro de la leche materna a la sangre del bebé y protege las bacterias buenas en el intestino del bebé.

Las lisoferrinas trabajan en equipo con lactoferrina, proteínas que mantienen a raya a las bacterias malas, pero también nucleótidos que ayudan a revestir los intestinos con cilios responsables del procesamiento y absorción de los alimentos.

– Lactosa.

La lactosa es el hidrato de carbono más influyente en la leche materna, y es vital para la nutrición del cerebro del bebé. ¿Sabías que la leche materna contiene más lactosa que la leche de cualquier otra especie de mamífero?.

Y es que el contenido de lactosa en la leche es directamente proporcional al tamaño del cerebro de esa especie. La lactosa también mejora la absorción de calcio, pero también ayuda al desarrollo de una importante bacteria intestinal, a saber, lactobacillus bifidus.

Te puede interesar: ¿Cómo saber si mi BEBÉ es intolerante a la LACTOSA?

infocrianza.com

– Vitaminas y minerales.

Lo que hace que la leche materna sea diferente de cualquier otro producto que contenga quizás las mismas vitaminas y minerales es el alto grado de absorción en el cuerpo (biodisponibilidad).

La ventaja de esta buena absorción no es solo que el organismo toma los nutrientes necesarios, sino también que los residuos que pueden cargar el sistema de excreción de los bebés son mínimos, la flora digestiva se mantiene intacta y la capacidad de defensa del organismo está en niveles máximos.

¿Qué es la lactancia materna? y ¿cuales son sus beneficios?

Se llama lactancia materna, al proceso de alimentar al bebé, por medio de los senos de la madre, los cuales producen la leche inmediatamente después del parto. Y por ende, debería ser el primer alimento del bebé.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), recomienda la leche materna como alimento exclusivo durante por lo menos los primeros seis meses, sin ningún suplemento líquido ni sólido (incluyendo el agua), a esto se le conoce como lactancia materna exclusiva.

Te recomendamos que leas sobre: ¿Cómo quitarle el chupete al bebé? [PROS Y CONTRAS]

infocrianza.com

La leche materna aporta al recién nacido, un sin número de beneficios, no solo por su contenido y todo lo que aporta para el crecimiento y buen desarrollo del bebé, sino también por el vínculo amoroso y psicológico que se crea durante la lactancia. Ademas, deberías saber que:

  • Disminuye las probabilidades de alergias e infecciones.
  • Fomenta el desarrollo intelectual.
  • Coopera en su crecimiento físico.
  • Reduce el riesgo de padecer diabetes.